Diagnostico y biomarcador para la artritis

A pesar de estos momentos en que la ciencia médica ha avanzado de manera vertiginosa, también se ha visto la aparición de condiciones y afecciones que pueden ocasionar graves problemas en el organismo, y que además de todo se sabe que no cuentan con una cura definitiva y que solo puede ser aplicado un tratamiento.

Sin embargo, se han dado curas para enfermedades que anteriormente no se podían sanar, así como tratamientos a otras patologías que no pueden ser aún curadas. Uno de los avances que ha dado la ciencia médica en estos tiempos es el de la implementación de biomarcadores.

Estos se pueden utilizar en diversas patologías, como es el caso de los marcadores artritis reumatoide.

Qué es un biomarcador

Un marcador biológico, que es su nombre completo, es una manera de medir de forma fiable y obtener una información verídica sobre el estado de salud o de enfermedad de una persona. Con ellos se puede detectar un problema de salud, un cambio fisiológico, una respuesta a un tratamiento o un trastorno psíquico.

Los biomarcadores se han estado implementando en la búsqueda de curas y tratamientos para enfermedades, así como para la elaboración de los propios fármacos para tratar las patologías. También pueden utilizarse para medir los niveles normales del organismo, como por ejemplo los niveles de glucosa son un biomarcador que puede ser usado para definir si se cuenta o no con diabetes.

En la enfermedad de la artritis pueden utilizarse también los biomarcadores, con el fin de detectar si se ha dado la enfermedad, y si el cuerpo ha encontrado o no una buena respuesta al tratamiento y para determinar si se tienen los anticuerpos artritis reumatoide.

Los acpa artritis reumatoide

Los ACPA son aquellos anticuerpos que están denominados como anticuerpos antipéptidos cíclicos citrulinados. Estos anticuerpos son conocidos por ser de los biomarcadores más eficientes para diagnosticar la enfermedad.

Se sabe que la mayoría de las personas que padecen de la enfermedad deformante de las articulaciones que es la artritis reumatoide cuentan con un alto nivel de estos anticuerpos en su sangre, lo que a día de hoy se considera como un excelente biomarcador para determinar la enfermedad en un paciente.

También se utiliza como un marcador para determinar si el tratamiento de la enfermedad está funcionando o si esta, por el contrario, se ha extendido más. Este mismo marcador se utiliza en la búsqueda de una cura para la condición, y también como forma de elaborar los fármacos que buscan tratar la enfermedad.

Qué hacer con este marcadorYa que este es de los marcadores más eficientes en la búsqueda de la enfermedad, si el médico descubre que se cuenta con una elevada concentración de estos anticuerpos, lo mejor que se puede hacer es entrar en observación para determinar si surgirá la enfermedad, y actuar en consecuencia con un tratamiento de la patología que sea temprano y así evitar un deterioro de las articulaciones a un mayor nivel.